Trombosis y su relación con la deficiencia de proteínas C y S

Yaneth Zamora Gonzalez, Yaima Urrutia Febles, Mariela Forrellat Barrios

Resumen

La trombosis se puede definir como un trastorno vascular que se presenta cuando se desarrolla un trombo que bloquea de forma total o parcial el interior de un vaso sanguíneo, ya sea una vena o una arteria. La trombofilia define a una alteración de la hemostasia que predispone al desarrollo de trombosis; sin embargo, la presencia de una trombofilia no implica necesariamente la aparición de un evento trombótico. La deficiencia de los inhibidores fisiológicos, como las proteína C y  S, constituyen factores de riesgo hereditarios y adquiridos que favorecen al desarrollo de trombosis. Se determinó la incidencia de deficiencia de estas proteínas de la coagulación en pacientes con historia obstétrica adversa, eventos de trombosis y otros eventos asociados. Se realizó un estudio longitudinal prospectivo en el período comprendido entre 2011 y 2018, en un grupo de pacientes remitidos al Instituto de Hematología e Inmunología, a los que se les realizó la medición de los niveles plasmáticos de las proteínas C y  S. En 133 pacientes (52,17 %) se detectó deficiencia de proteína C (n=50), proteína S (n=66) o ambas (n=17). El 39,2 % presentó algún evento trombótico; 40 % historia obstétrica adversa, 14,5 % estuvo relacionado con otros tipos de eventos (1,9 % con síndrome antifosfolipídico  y  4,3 % con síndrome de plaquetas pegajosas). Los eventos clínicos donde predominó alguna deficiencia fueron las historia obstétrica adversa y los eventos de trombosis. La deficiencia de proteína S tuvo mayor incidencia.


Palabras clave

trombosis; proteína C; proteína S; trombofilia




Copyright (c) 2020 Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-Compartir Igual 4.0 Unported.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.